jueves, 20 de mayo de 2010

AMANIDA DE LLEGUM AMB CAP DE SENGLAR / ENSALADA DE LEGUMBRE CON CABEZA DE JABALÍ


Veréis como se le puede sacar la garra a una ensalada de legumbre aparentemente con pocos encantos. La vestiremos de dos maneras, en una le pondremos unas tiras de embutido y en la otra la enrollaremos en un canelón. También la vamos a perfumar con una deliciosa vinagreta de menta y cebollino para acabarla de convertir en una ensalada de rompe y rasga. Os la presento ahora mismo, desplegando la alfombra roja de la pasarela… s'il vous plaît...

LA RECETA

Ingredientes:
(Para 4 o 5 personas)

350 gr. aprox. de judías secas del ganxet
150 gr. de embutido de cabeza de jabalí
1 pimiento rojo pequeño
1 cebolla tierna, chalota o similar
1 puñado de aceitunas negras de Aragón
3 o 4 tomates de rama o de pera
Aceite de oliva
Sal y pimienta

Para hervir las judías:
1 puerro o cebolla
3 dientes de ajos
2 hojas de laurel
Sal
Aceite de oliva

Para la vinagreta:
4 cucharadas soperas de menta fresca picada
4 cucharadas soperas de cebollino fresco picado
2 huevos duros (solo la yema)
1 vaso de aceite de oliva
¼ vaso de vinagre de Jerez
Sal y pimienta

Nota.- Se puede hacer con cualquier otro tipo de legumbre. También se puede cambiar por otra vinagreta, pero ésta, con el cebollino y con la menta que es tan refrescante... os va a gustar mucho :o). El embutido de cabeza de jabalí se puede sustituir por salami, si se prefiere.

Elaboración:
1.- Empezamos hirviendo las judías que habremos dejado en remojo diez o doce horas antes. Ya sabéis que para que salgan tiernas es conveniente cortarles el hervor una o varias veces, por eso, primeramente las vamos a poner solas en una olla con agua, esperaremos que hierva, veréis que suelta mucha espuma, entonces las pasamos por el escurridor y cambiamos el agua nuevamente, añadimos la cebolla, ajos enteros, laurel y un chorrito de aceite de oliva. Dejamos que hiervan hasta que estén tiernas y recordemos ponerle la sal al final. Durante ese tiempo hay que cortar el hervor un par de veces más, añadiéndole un vaso de agua fría. Estás estuvieron hechas en una hora y media pero depende que variedades necesitan más tiempo. Es cuestión de ir controlando.
2.- Deshuesamos las aceitunas. Lavamos, despepitamos y troceamos los tomates. Pelamos y troceamos la cebolla. Lavamos, descorazonamos y troceamos el pimiento. Ponemos todo esto en un cuenco y reservamos.
3.- En un cazo hervimos los huevos partiendo de agua fría, durante doce minutos.
4.- Preparamos la vinagreta con las hierbas aromáticas, el aceite, el vinagre, las yemas de huevo desmenuzadas la sal y la pimienta. Batimos un poco con un tenedor y se la echamos al cuenco donde tenemos lo anterior. Pero no la verteremos toda; reservaremos un poco para servir en la mesa.
5.- Cortamos el embutido a tiras del tamaño que queramos para ponérselo a la ensalada o bien sin cortar, poniendo una rodaja entera encima de la otra en forma de canelón atado con cebollino, tal y como se ve en las fotos, como se prefiera… las dos formas son atractivas…

LA FOTO

Aquí están las judías del ganxet maravillosas…



Se dejan en remojo toda la noche… y después se cuecen.



Tomates, cebolla tierna, menta, cebollino y pimientos. En la foto veis dos, pero finalmente sólo puse uno en la ensalada.



Este es el embutido de Cap de senglar o cabeza de jabalí. Se puede adquirir en cualquier charcutería, pero esta vez he preferido comprarlo envasado. Los productos del Salgot me parecen de muy buena calidad.



Las rodajas tienen cuerpo, al mismo tiempo que el corte es muy fino… Esto nos viene perfecto para lo que queremos hacer…



Despepitamos los tomates con la ayuda de una cucharilla…



Es una lástima desaprovechar lo que se llama el 'caviar del tomate’ yo casi siempre lo dejo, pero en este caso resulta más agradable si se lo quitamos.



La cebolla tierna es muy dulce. Esta era grande, por eso sólo utilicé la mitad.



Aquí troceando el pimiento...


Deshuesando aceitunas negras de Aragón… Esta variedad son muy sabrosas…



En un cuenco amplio se juntan todos los ingredientes… Después se le añade la vinagreta…



Idénticamente a la que hicimos el otro día con los cucuruchos de salami con habitas… Vamos a ponerle a la ensalada un perfume ‘de categoría’… con la menta…



…con el cebollino…



…con las yemas de dos huevos duros…



… mezclamos los ingredientes de la vinagreta con un tenedor… y ya la tendremos.



Ponemos dos rodajas de embutido, una sobre la otra, como se ve aquí. Encima colocamos el relleno con la vinagreta y finalmente se enrolla.



A veces una receta lleva a la otra. La idea de hacer un canelón atado con cebollino sale de los comentarios de la ensalada de salami que hicimos hace poco. Maduixa del blog Salseando en la cocina lo sugirió, y aquí está… (Gracias por la idea, Maduixa :o)



Un plano de cerca…



… y otro plano de perfil.



Para presentarla en la otra versión, que también es muy fácil, solamente tendremos que cortar a tiras el embutido…



… y mezclárselo a la ensalada. Me he hecho fan de este aliño, Mmmm…



… os aconsejo que no tardéis en probarla… ;o)


Bon profit!


Maria Pages.

9 comentarios:

Carlos Dube dijo...

No sé con cuál quedarme, ambas preparaciones son excepcionales. Esa cabeza de jabalí tiene que estar de muerte, ¡NO DIGAMOS LA MEZCLA DE INGREDIENTES!. A nosotros nos encanta este fiambre, aunque sabrás que por aquí por Madrid tiene mucho tirón la cabeza de cerdo en fiambre, o chicharrón, como le hemos llamado en casa siempre.

La vinagreta es un lujazo, ya te he dicho en otras ocasiones que estas vinagretas tan bien aderezadas, sólo las sabes bordar tú.

Un saludo y buen fin de semana.

BuenasMigas. dijo...

El fiambre de cabeza de cerdo que tu dices, Carlos, nunca lo he probado, por aquí es más habitual el de jabalí, debe de ser porque tenemos muchos; por la falda de Collserola estos bichos ya se toman la confianza de acercarse demasiado a las casas, cosa que nunca antes habían hecho. Pero sí que está bueno este embutido, sí. Lo compro de vez en cuando, creo que a la legumbre le queda muy bien.

La vinagreta con la menta la encuentro muy refrescante. Quiero probarla otro día con garbanzos.

Muuuuchas gracias, Carlos. Buen fin de semana para ti también :o)

jantonio dijo...

Como siempre has conseguido hacer un gran plato de algo que sin tu arte era unas sola ensalada de legumbres veraniega.
Muy cuidado todo.
Las judías son las legumbres que menos como, la técnica la bordas, la cueces muy bien.
Un abrazo.

BuenasMigas. dijo...

Gracias jantonio. Esta ensalada no tiene nada del otro mundo, ya sabéis que mi cocina es muy sencilla, pero siempre me gusta adornar las recetas con alguna tontería. Muchas gracias por gastar tu tiempo en visitar mi blog. :o)

Un abrazo.

Petita cuina dijo...

Con todo lo ya dicho solo me queda una cosa...
Bravo!!

El Oteador de los Mercados dijo...

Probé ayer tu peculiar versión de "allioli" con manzana, tal como lo explicabas... y resultó perfecto para acompañar un solomillo a la plancha.

BuenasMigas. dijo...

Moltíssimes gràcies petita cuina. M'alegro que t'agradi la recepta.
Una salutació i benvinguda, això és casa teva... :o)


Oteador. Que bien que lo hayas probado y que te haya gustado. Me ha hecho ilusión :o)
Un abrazo

ridente dijo...

Cocina con sabor, y color y con el valor añadido de la buena música; ¿qué más se puede pedir?.

Saludos desde a Coruña.

crismas dijo...

Simplemente espectacular!! las fotografías preciosas.
Con tu permiso me llevo la receta.
Besos