miércoles, 13 de junio de 2012

CHULETAS DE CORDERO AL HORNO CON PATATAS MISS BLUSH


Cuando la materia prima es buena, no hace falta enriquecer ni condimentar demasiado las preparaciones para no camuflar los sabores protagonistas, soy de esa opinión. Se da el caso en la receta de hoy: unas chuletitas de cordero al horno con unas sabrosas patatas, como siempre gentileza de El Huerto de Otiñar.

La patata 'Miss Blush' es una variedad bicolor de origen holandés, tiene la piel roja sobre la que resaltan unos trazos amarillos. Son curiosas ¿verdad?

Patatas Miss Blush. Cultivo 'El Huerto de Otiñar' (Jaén)

Simplemente ponemos las chuletas (un kilo aprox.) de cordero previamente salpimentadas sobre la bandeja del horno y a continuación distribuimos las patatas enteras con su piel.




Seguidamente regamos con aceite de oliva, vino blanco y agua a partes iguales.
Preparación: en un vaso ponemos 50 ml. aprox. de aceite de oliva, 50 ml. de vino blanco y 50 ml. de agua y mezclamos.



Verteremos la mitad del preparado sobre la carne y las patatas, pondremos la bandeja en el horno que debe estar previamente pre calentado y lo dejaremos media hora a 180º (mejor sin aire) con calor arriba y abajo.  Pasado el tiempo volvemos a regar la carne con el resto del preparado y dejaremos que se haga una hora y media más. Entretanto, con una cuchara iremos regando las patatas y la carne cada 10 o 15 minutos, con los mismos jugos vayan soltando. 



Aquí está la bandeja de cordero,  meloso, tierno, casi confitado, con su ristra de patatitas. Solo falta un buen allioli, una buena ensalada... y a disfrutar. 


Bon Profit!

4 comentarios:

Carlos Dube dijo...

Curiosa preparación, tiene que estar buenísimo. Pues esas patatas sí que creo que las he visto por los mercados, aunque nunca he captado su denominación. Igual son parecidas pero no las mismas.

BuenasMigas. dijo...

Carlos, pues no se si las que tu dices serán las mismas, el mundo patatero es tan amplio que yo también me pierdo. En cuanto al cordero, la preparación no puede ser más clásica, algo de aceite, algo de agua para que no se reseque y algo de vino de propina. Se le puede un poco de romero o tomillo pero para mi gusto si el cordero es bueno, cuanto más sencillo mejor.

Besos.

La Cupcakeira dijo...

Que maravilla de plato, a mi el cordero me gusta sencillo, con aceite, romero o como lo has preparado que debe estar estupendo!! Además con esas papitas...mmm

BuenasMigas. dijo...

La Cupcakeira. Mil gracias por comentar. Me ha encantado conocer tu blog.

.