jueves, 21 de agosto de 2008

CARPACHO DE BUEY CON PASTA DE ACEITUNA NEGRA

El carpacho o ‘carpaccio’ es un plato de origen italiano. Está presente en muchos restaurantes de cocina mediterránea por lo que es evidente que su consumo se ha extendido a otras tantas cocinas fuera de Italia. Este plato no es tradicional puesto que no tiene mucha historia, se dice fue creado a mediados de 1950 y que fue inspirado gracias a las obras de un pintor del renacimiento llamado ‘Vittore Carpaccio’, del siglo XVI, en su pintura resaltaba el rojo vivo por lo que al creador de este plato le recordaba a la carne cruda y por eso bautizó su creación con el nombre de ‘carpaccio’ allá por el año 1950. El carpacho, originariamente, está hecho con carne cruda, de buey o de ternera, cortada muy fina, aliñada con zumo de limón, aceite, sal, pimienta y algo de queso muy curado tipo parmesano o similar pero actualmente también se hacen carpachos de verduras, frutas, setas, pescados y carnes.

LA RECETA:

"CARPATXO DE BOU AMB OLIVADA" / CARPACHO DE BUEY CON PASTA DE ACEITUNA NEGRA.


Ingredientes:
(Para 4 personas)

Para el carpacho:400 gr de solomillo de buey o ternera cortado muy fino, 100 gr. aproximadamente para cada comensal. Se puede comprar en cualquier supermercado o decirle al carnicero nos lo corte para hacer ‘carpacho’, seguro nos entenderá)

Para el aliño:
6 cucharadas soperas de aceite de oliva
½ limón esprimido
un pellizco de sal y otro de pimienta

Para la pasta de aceituna (olivada):
50 gr de aceituras de Aragón deshuesadas
3 anchoas
½ cucharadita de alcaparras (opcional)
6 cucharadas soperas de aceite de oliva
½ ajo pequeño (opcional)
una pizca de sal y pimienta

Otros ingredientes:100 gr aproximadamente de rúcula
50 gr de queso parmesano o manchego curado cortado en lascas

Elaboración:1. Trituramos los ingredientes de la pasta de aceitunas y reservamos
2. Colocamos la carne de buey o ternera en un plato llano, aproximadamente 100 gr. por comensal
2. La rúcula la regamos con la mitad del aliño de limón y aceite, reservamos la otra mitad para el último momento
3. Hacemos lascas de queso parmesano, grana o cualquier queso manchego bien curado y lo ponemos encima de la rúcula y del carpacho.
4. Regamos con un poco del aliño de aceite y limón, también le ponemos un poco de pasta de aceituna por encima de la rúcula y del carpacho.

LA FOTO:




¡Buen povecho!